Beneficios del entrenamiento de ancianos y adultos mayores

Ya hemos analizado mucho sobre el entrenamiento y ejercicio físico para las personas mayores, pero nos faltaba hablar sobre el beneficio de hacerlo, así que si aún no te has convencido de empezar a hacer ejercicio, déjame ayudarte!


Ya es sabido que el entrenamiento físico trae consigo innumerables beneficios para nuestro cuerpo, y esto no se limita al cuerpo de un joven, independientemente de la edad podrás disfrutar de innumerables beneficios aunque seas un adulto mayor.

Obviamente no vas a realizar los mismos ejercicios que una persona más joven, es más, ni siquiera deberías realizar el mismo volumen de entrenamiento.

Deberás adaptar los ejercicios y la cantidad de entrenamiento a tu edad, de esto ya hablamos en este artículo: EL EJERCICIO EN ANCIANOS Y ADULTOS MAYORES.

Así que saltemos esto y pasemos a ver cuáles serían los principales beneficios para tu salud física y mental al comenzar cualquier rutina de ejercitación que sea acorde a tu edad.

BENEFICIOS DEL EJERCICIO EN ADULTOS MAYORES PARA LA SALUD FÍSICA

EL EJERCICIO EN UNA EDAD AVANZADA TE AYUDA A MANTENER O PERDER PESO. Como naturalmente el metabolismo se ralentiza con la edad, mantener un peso saludable es un desafío.

El ejercicio te ayudará a aumentar el metabolismo y desarrollar algo de masa muscular, lo cual tienen muchísimos beneficios entre los cuales se encuentra el hecho de ayudar a quemar más calorías.

TAMBIÉN REDUCE EL IMPACTO DE ENFERMEDADES Y ENFERMEDADES CRÓNICAS. Las personas que hacen ejercicio tienden a tener un funcionamiento inmune y digestivo más optimizado, una mejor presión arterial e incluso mejor densidad ósea.

Sin contar una menor probabilidad de padecer enfermedades como diabetes, obesidad, enfermedades cardíacas, osteoporosis, entre muchas otras.

EL EJERCICIO FÍSICO MEJORA LA MOVILIDAD, LA FLEXIBILIDAD Y EL EQUILIBRIO EN LA VEJEZ. El ejercicio mejora tu fuerza, flexibilidad y postura, lo que a su vez ayudará con el equilibrio, la coordinación y la reducción del riesgo de sufrir caídas.

Y como dije antes, el entrenamiento de fuerza también ayuda a aliviar los síntomas de afecciones crónicas como la artritis.

BENEFICIOS DEL EJERCICIO EN ADULTOS MAYORES PARA LA SALUD MENTAL

EL EJERCICIO FÍSICO MEJORA EL SUEÑO. Un sueño de calidad es vital para tener una mejor salud en general. La actividad regular puede ayudarte a conciliar el sueño más rápidamente, dormir más profundamente y despertarte sintiéndose más enérgico y renovado.

EL EJERCICIO FÍSICO AUMENTA EL ESTADO DE ÁNIMO Y LA AUTOCONFIANZA. El ejercicio es un gran alivio del estrés y las endorfinas producidas pueden ayudar a reducir los sentimientos de tristeza, depresión o ansiedad. Ser activo y sentirse fuerte te ayudará a sentirse más seguro de ti mismo.

EL EJERCICIO FÍSICO HACE COSAS ASOMBROSAS PARA EL CEREBRO. Actividades como el Sudoku o los crucigramas pueden ayudarte a mantener un cerebro activo, pero estas actividades están lejos de los efectos beneficiosos del ejercicio en el cerebro.

Puede ayudar a funciones cerebrales tan diversas como la multitarea y la creatividad, y puede ayudar a prevenir la pérdida de memoria, el deterioro cognitivo y la demencia.

Una vida activa, incluso puede ayudar a retrasar la progresión de ciertos trastornos cerebrales, como la enfermedad de Alzheimer.

CONCLUSIÓN SOBRE LOS BENEFICIOS DEL EJERCICIO FÍSICO EN LA VEJEZ

Para lograr todos los beneficios que nombre antes, debemos superar ciertos obstáculos con el fin de mantenernos activos a medida que envejecemos.

La verdad es que comenzar o mantener una rutina de ejercicio regular puede ser un desafío a cualquier edad, y no se vuelve más fácil a medida que uno envejece.

Es posible que ahora tengamos más tiempo, pero también es probable que uno se sienta desanimado por problemas de salud, molestias y dolores, o preocupaciones por lesiones o caídas.

Si nunca antes has hecho ejercicio, es posible que no sepa por dónde comenzar, o tal vez pienses que es demasiado grande o débil, y que nunca podrá cumplir con los estándares que estableció cuando era más joven. O incluso pienses que el ejercicio es aburrido.

Si bien estas pueden parecer buenas razones para reducir la velocidad y tomarse las cosas con mucha más calma, yo creo que son incluso grandes razones para ponerse en movimiento. 

hombre anciano entrenando con pesas

Volverse más activo puede energizar tu estado de ánimo, aliviar el estrés, ayudarte a controlar los síntomas de algunas enfermedades o ciertos dolores, y lo mejor de todo es que optimiza tu sensación general de bienestar.

Y lo mejor es que para cosechar los beneficios del ejercicio físico en la vejez no tienes que realizar entrenamientos extenuantes o largos viajes al gimnasio.

Puede obtener muchos de estos beneficios agregando más movimiento y actividad a tu vida diaria, incluso en pequeñas dosis.

No importa tu edad o condición física, nunca es demasiado tarde para que su cuerpo se mueva, mejore su salud y su perspectiva de vida. Eso, si! Siempre con el visto bueno y apoyo de tu médico, que es quien más te podrá ayudar en esta etapa.

Deja un comentario